Depresión posparto: cuando la pareja puede no disfrutar de su bebé

El nacimiento de un bebé no siempre es la estampa de felicidad o desbordante alegría que se promueve en los medios. La depresión posparto puede crear sentimiento de irritabilidad, apatía y tristeza que causa en los padres no solo gran desconcierto sino sentimientos de culpa, pues este tema sigue siendo tabú. A muchas personas les ocurre, tras tener un bebé y tiene solución. Sí, la depresión posnatal puede presentarse tanto en la madre como en el padre reciente.

¿Qué es la depresión posparto?

Las razones exactas que desencadenan la depresión posnatal se desconoce. Con frecuencia se comete el error de pensar ésta es provocada por las alteraciones hormonales en el cuerpo de las madres. Sin embargo, los sentimientos de aislamiento, los momentos recientes de estrés, problemas de salud mental y otros «problemas no resueltos del pasado» pueden desencadenarla. Esto aplica tanto para mujeres como hombres. En la actualidad esta condición está comenzando a recibir atención también en los hombres.


« Lee también: Qué son y cómo se aplican los primeros auxilios emocionales »


Síntomas de la depresión posparto

  • Tristeza
  • Apatía
  • Pérdida de la capacidad para disfrutar de las cosas
  • Insomnio
  • Hipersomnia
  • Pérdida o aumento del apetito
  • Dificultad para conectar con el bebé
  • Ansiedad
  • Culpa
  • Irritabilidad

La depresión posparto no tiene una única causa, sino que es consecuencia de una combinación de factores físicos y emocionales, según expone el Instituto Nacional de Salud Mental de Estados Unidos. En este sentido, advierte de que no ocurre por algo que una madre haga o deje de hacer. Hay factores que se debe tomar en cuenta porque aumentan la posibilidad de presentar depresión posnatal:

  • Haber padecido ansiedad o depresión en el embarazo o en otro momento de la vida.
  • Tener una mala relación de pareja, soledad o escaso apoyo social.
  • Influye haber tenido dificultades en el parto o con el bebé.
  • Tener una historia de pérdidas importantes en el pasado sin resolver, como la muerte de alguien muy cercano, abortos, etc.

Las estadísticas en hombres y mujeres

Una de cada seis mujeres que dan a luz presentan depresión tras el alumbramiento, señala la Organización Mundial de la Salud (OMS). Por su parte, un estudio llevado a cabo por el Centro de Investigación Longitudinal de la Universidad de Auckland, en Nueva Zelanda, halló que, mientras probablemente solo la mitad de los hombres reportan síntomas de depresión posnatal: 1 de cada 25 hombres,  comparado con 1 de cada 12 mujeres. Así que tanto los padres son casi exactamente tan propensos como las madres a sufrirla.

depresión posparto

Uno de cada 15 hombres que recientemente se convirtieron en padres sufrió de depresión en algún momento entre el tercer trimestre del embarazo y los nueve meses después del nacimiento del bebé. A estos hombres se les hizo seguimiento y sus casos se midieron con la Escala de Depresión Posnatal de Edimburgo, un cuestionario de 10 preguntas para identificar los síntomas de depresión clínica en mujeres, entre los cuales están: el sentimiento de culpa, perturbación del sueño, baja energía y pensamientos suicidas.

«No hay una rutina de chequeo para los padres (hombres) antes o después del nacimiento de sus hijos. El hecho de que la depresión paternal tiene efectos directos e indirectos en los niños hace importante que reconozcamos y tratemos los síntomas entre los padres (hombres) en una etapa temprana», señaló a la BBC la doctora Lisa Underwood, autora del estudio.

El doctor Andrew Briggs, un psicoterapeuta infantil en Inglaterra, ha tratado a alrededor de 400 hombres que han sufrido de depresión posnatal en los últimos  años.

«Hay muchos tipos de depresión postnatal masculina así como hay muchos hombres que la sufren. (…) Los servicios de salud están todavía muy centrados en la madre. Los hombres no son vistos como una parte igualitaria en el rompecabezas de la familia. Le estamos fallando a muchos hombres en todo el mundo», dice.

¿Cuándo buscar ayuda?

La depresión posparto se puede tratar por lo que se debe buscar ayuda si presenta los síntomas. Lo ideal es tener el apoyo de un  psicólogo o psiquiatra formado en psicoterapia y especializado en salud mental perinatal.

De igual manera, la OMS recomienda mantener el contacto y pasar tiempo con familiares y amigos, así como hablar con otras madres con las que compartir experiencias y salir al aire libre cuando sea posible.

Incluso sería recomendable que se apunten a alguna actividad donde haya otros padres y madres como grupos de lactancia o de crianza, etc. Estos funcionan como un factor protector y terapéutico.

¿Quieres conocer más sobre la depresión posparto?

¡Cuéntanos en los comentarios!


« Te puedo interesar: Los alimentos probióticos pueden ayudar a aliviar la depresión y más »


Cultura pop y alimento espacial para mentes en expansión. #UnUniversoPorContar.