Se crea una cura para la hepatitis C, pero esta no llega a millones de latinoamericanos

La hepatitis C es una enfermedad que puede derivar en cirrosis crónica y requerir de trasplantes de hígado.

Hoy en día se crea por primera vez una cura para este padecimiento, que según la Organización Mundial de la Salud (OMS), afecta a más de 170 millones de personas en el mundo. Pero estos avances de la ciencia no precisamente derivan grandes progresos en la humanidad.

El precio de esta cura, que fue elaborada en los últimos tres años en EE.UU., se negocia de diferentes formas entre laboratorios y gobiernos. Un proceso que está siendo denunciado por médicos y pacientes.

Cura para hepatitis C se negocia por separado

Cura para hepatitis c

GILEAD, Hepatitis C, Sofosbuvir, Sovaldi

Sovaldi es uno de los remedios del laboratorio Gilead, para el tratamiento de la hepatitis C. Esta pastilla salió al mercado en EE.UU a un costo de US$1.000 cada uno. El tratamiento completo cuesta US$84.000 en este país, mientras que en Egipto se negoció en US$500.

En Brasil, uno de los países con más enfermos de Hepatitis C (dos millones) se realizó un acuerdo para obtener la medicina en combos.

«El programa nacional de salud incluye el uso de Sovaldi+Daclatasvir por 12 semanas, Sovaldi+Simeprevir por 12 semanas o Sovaldi+Rivabirin por 12 a 24 semanas. El costo total de tratamiento de estos regímenes es US$10.000 por paciente». Michele Rest, vocera de Gilead, confirmó a BBC Mundo.

Por otro lado, en España, tras meses de protestas, el gobierno accedió a financiar los remedios. En los cuatro últimos meses, cerca de 19.000 afectados han sido tratados, según la plataforma de afectados.

Mario Cortés, presidente de la plataforma de afectados por la hepatitis C en España, dijo a BBC Mundo: “Hace seis meses esperaba la muerte. Ahora, después de tres meses de tratamiento ya me he curado». A esto, agrega que:

«La respuesta suele ser que los médicos estamos para hacer ciencia, la de los ministerios que no tienen presupuesto y la de la industria que tienen que recuperar lo invertido para seguir innovando. Y en el medio están los pacientes que se mueren».

La mejora para Cortés no es solo física, sino también psicológica. Él ahora tiene expectativas de vida, las mismas que millones de enfermos en América Latina están esperando.

Movilización en Buenos Aires exigiendo acceso a los remedios que curan la hepatitis C.

Movilización en Buenos Aires exigiendo acceso a los remedios que curan la hepatitis C.

¿Por qué la diferencia de precios y qué pasa en Latinoamérica?

El laboratorio Gilead dijo a BBC Mundo que el costo se justifica por la necesidad de recuperar la inversión y continuar innovando. Agrega que «es importante recordar que la industria farmacéutica invirtió US$50.000 millones en el desarrollo de medicamentos para el virus de la hepatitis C en los últimos 20 años».

En América Latina los ciudadanos ya empezaron la lucha para que los gobiernos realicen la compra de estos remedios.

El Dr. Javier Brahm, profesor de medicina de la Universidad de Chile y presidente de la Asociación Latinoamericana para el Estudio del Hígado, ALEH, afirma que «la negociación en América Latina será asimétrica». «En cada lugar los precios van a ser distintos porque depende en gran medida de la cantidad de enfermos, como ocurrió en Egipto donde fueron muchos enfermos y bajaron los precios porque en la cantidad iban a tener la ganancia».

En Argentina, donde se estima que hay entre 400.000 y 600.000 enfermos, el Ministerio de Salud dijo que «Sovaldi no será aprobado porque es muy caro».

Michele Rest, vocera de Gilead, dijo que «Gilead continúa proveyendo a la autoridad regulatoria local de Argentina, ANMAT, toda la información requerida y el proceso de revisión continúa».

El remedio Sovaldi, que debe ser usado  junto con otros medicamentos, fue aprobado en República Dominicana, Venezuela y Brasil.

En Chile, donde se estima que hay cerca de 60.000 enfermos, también ha sido aprobado; pero la gran preocupación para el Dr. Brahm y el resto del mundo es -que una vez aprobado el medicamento- cómo va a ser el acceso. En este país «compiten tres grandes compañías», según Brahm.

Países de América Latina con menores ingresos se están incluyendo en un acuerdo especial que realizó el laboratorio Gilead, con laboratorios en India, a los que se les permitió la fabricación de genéricos de Sovaldi y de un nuevo remedio que no requiere ser combinado, Harvoni.

Según la BBC, estos genéricos serán distribuidos en el futuro a una lista de 101 países de bajos ingresos que incluye, en el caso de América Latina, a El Salvador, Paraguay, Bolivia, Cuba, Guatemala, Nicaragua y Honduras.

Fuente: BBC Mundo

Como en Microdancing de Babasonicos, estoy haciendo lo que más me gusta.