Cómo el óxido ayuda a generar energía solar

Metal más oxígeno es igual a óxido de metal. Aunque no lo reconozcas por su nombre, de seguro debes haberlo visto: en las cadenas de un columpio, en las herramientas viejas de tu abuelo, etc. Sí, es esa cosa de color entre naranja y café que tiene un olor particular y que siempre te deja manchadas las manos. Bueno, eso que parece verse dañado y hace las cosas casi inservibles, resulta que puede significar un cambio estupendo para todo lo que tiene que ver con la energía solar.

El descubrimiento que fue publicado en la revista Energy and Environmental Science, ha determinado que del óxido de metales se pueden formar células solares que, a su vez, son capaces de separar el agua (H2O) en hidrógeno y oxígeno. ¿De qué sirve esto? Pues, esto significaría que se ha encontrado una forma de almacenar la energía solar, del día, para usarla en la noche.

Entonces, si la energía solar se puede almacenar de esta forma esto equivaldría a que durante la noche se pueda liberar el hidrógeno y oxígeno separados, para que vuelvan a expedir energía a través de una red. De esta manera, no se necesitarán combustibles fósiles ni la expulsión de más carbono.

 Japón, Alemania y los Estados Unidos son los principales mercados de las células solares.

Japón, Alemania y los Estados Unidos son los principales mercados de las células solares.

Te interesará: « Solar Impulse 2: El avión solar que da la vuelta al mundo »

[easy-tweet tweet=»La recombinación de hidrógeno y oxígeno durante la noche sería una manera de recuperar esa energía y poder.» via=»no» usehashtags=»no»]

La utilización del óxido con respecto a la energía solar era algo que se conocía con anterioridad, sin embargo siempre se había mencionado al óxido de silicio, el cual no convenía mucho en el almacenamiento de energía. Pero, un equipo de la Universidad de Stanford menciona con entusiasmo el óxido de metal para este proceso.

«Hemos demostrado que los óxidos de metales baratos, abundantes y fácilmente procesados podrían ser mejores productores de electricidad», dice el profesor William Chueh.

Este inesperado descubrimiento podría conducir a un cambio revolucionario en la forma en que producimos, almacenamos y consumimos energía. De esta forma podemos lograr un ciclo de energía de carbono neutral, el cual sabemos que es tan necesario en estos momentos en que el planeta está sufriendo a causa de la pesada demanda que reclamamos los seres humanos.

Si te interesó saber cómo la energía solar se puede almacenar, entonces:

« 10 cosas que estás haciendo mal para cuidar al medio ambiente »

 

 

Cultura pop y alimento espacial para mentes en expansión. #UnUniversoPorContar.